Varios

El sueño, una poderosa herramienta para aprender

14 enero, 2020

¿Cuánto tiempo dedicas a dormir? ¿Es buena la calidad de tu sueño? Todas estas, y muchas preguntas más, podríamos hacernos en relación con el sueño y su influencia en nuestras vidas, y nuestro aprendizaje.

¿Has reflexionado alguna vez en la relación que existe entre el sueño, y el aprendizaje?

En este artículo nos adentraremos en el complejo mundo del sueño para conocer cómo afectan en nuestra capacidad para aprender, y que podemos hacer para mejorar, tanto su calidad, como los beneficios que se derivan de un buen descanso en el momento apropiado.

El aprendizaje, tiene una parte consciente, pero hay muchos procesos “escondidos” que se realizan de forma inconsciente, y algunos de ellos, como veremos, se desarrollan mientras dormimos. Por eso es tan importante dormir el tiempo adecuado, y que además nuestro sueño sea un sueño de “calidad”.

Durante el tipo que permanecemos despiertos nuestro cerebro produce cantidad de sustancias tóxicas que van afectando de forma paulatina a múltiples factores de nuestro comportamiento, atención, capacidad de concentración, y como no aprendizaje.

Os preguntareis, y si nuestro cerebro produce sustancias tóxicas, ¿Cómo se eliminan estas sustancias para que no nos intoxiquemos? Aquí es donde entra en juego, de forma decisiva, el sueño.

Estudios de neurociencia, en este campo, han descubierto que durante el proceso de sueño nuestras células cerebrales se hacen más pequeñas”, es decir se encojen, de forma que, al disminuir su tamaño, aumenta el tamaño que existe entre ellas y esto facilita la circulación de las sustancias tóxicas en el exterior.

Si pensamos en la analogía de un río, diríamos que sería como liberar un atasco en un río. Cuando aumenta el espacio entre las células, los fluidos cerebrales arrastrando las toxinas.

Antes de tener estos aspectos en cuenta, el sueño podía parecernos una pérdida de tiempo, sin embargo ahora empezamos a comprender que en realidad es un proceso biológico absolutamente necesario para la supervivencia, ya que permite que nuestro cerebro se mantenga limpio y saludable.

Analicemos una actividad en la vida cotidiana de un estudiante, para comprender las consecuencias de no dormir de forma ejemplificada. Imaginemos que tenemos que hacer un examen, y no hemos dormido lo suficiente porque nos hemos quedado toda la noche repasando, o estudiando lo que no nos ha dado tiempo. En este caso iremos a hacer el examen con nuestro cerebro lleno de toxinas metabólicas que no hemos eliminado porque no hemos dormido apenas. ¡Iremos al examen con un “cerebro contaminado”!

Estas toxinas van a actuar como un veneno que no nos va a dejar pensar con claridad durante el examen, y esto se traducirá en que tendremos muchas más dificultades para concentrarnos, encontrar respuestas, razonar y expresarnos con claridad. ¿A que esto no sería nada bueno para superar el examen?

No dormir, o dormir poco, no solamente perjudica el resultado de un examen, sino que si además si dormimos poco durante un tiempo podemos tener problemas de salud, tales como dolor de cabeza, enfermedades cardiacas, diabetes, depresión, etc.

Ya hemos visto como el sueño nos ayuda a eliminar desechos. A continuación, vamos a ver cómo también es una parte muy importante en el proceso de memorizar y aprender

Mientras dormimos nuestro cerebro aprovecha para poner en orden las ideas y conceptos que hemos aprendido previamente, eliminando también aquellas que considera menos importantes, y reforzando las áreas que queremos, o necesitamos recordar.

En este proceso de limpieza y orden, el cerebro aprovecha para ensayar algunas de las partes más difíciles de lo que estamos intentando aprender, repitiendo y repitiendo patrones  para reforzarlos y fijarlos.

En este proceso, el sueño es absolutamente fundamental para disponer de buena capacidad a la hora de resolver problemas y comprender conceptos.  Durante el sueño, se “desactiva “nuestro yo consciente en la zona de la corteza prefrontal, lo que permite que se puedan comunicar otras zonas del cerebro y se generen nuevas soluciones para los conceptos de aprendizaje que anteriormente hemos estado trabajando en los modos enfocado y difuso (ver artículos anteriores).

Aquí os dejo un truco para aprovechar el sueño. Si, justo antes de irnos a dormir, repetimos lo que hemos estado aprendiendo justo antes, estaremos favoreciendo el que durante la noche soñemos con esos conceptos. Soñar con lo que estamos estudiando puede mejorar muchísimo nuestro aprendizaje. 

Si, además, te interesa saber cómo despertarte sin sueño, a continuación, te dejo un enlace en el que descubrirás cómo hacerlo y porqué: https://www.mejordormir.com/como_despertar_sin_sueno

Bibliografía y Documentación extra:

Los cerebros se limpian a sí mismos durante el sueño. https://www.semana.com/vida-moderna/articulo/el-sueno-ayuda-eliminar-toxinas-del-cerebro/362878-3

Dormir, literalmente, elimina los desechos y toxinas que se acumulan en el cerebro. https://www.xatakaciencia.com/psicologia/dormir-literalmente-elimina-desechos-toxinas-que-se-acumulan-cerebro

¿Intentar, e intentar de nuevo? Un estudio dice que no: los neurocientíficos descubren que esforzarse más hace que sea más difícil aprender algunos aspectos del lenguaje. https://www.sciencedaily.com/releases/2014/07/140721142211.htm

TED: Your brain on improv. (Subtitulado). Nuestro cerebro necesitaba desactivar algunas redes cerebrales para relajar sus inhibiciones, y entrar en un estado de fluidez, sin importar cometer ciertos errores.

Puedes compartir este artículo en:

    Deja un comentario

    Información básica acerca de cómo protegemos tus datos conforme al Reglamento General de Protección de Datos (Reglamento UE 2016/679) y en la Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales

    De conformidad con lo establecido en el Reglamento General de Protección de Datos, te informamos de:

    - Quien es el responsable del tratamiento: SEAS, Estudios Superiores Abiertos S.A.U con NIF A-50973098, dirección en C/ Violeta Parra nº 9 – 50015 Zaragoza y teléfono 976.700.660.

    - Cuál es el fin del tratamiento: Gestión y control de los comentarios del blog de SEAS. 

    - En que basamos la legitimación: En tu consentimiento.

    - La comunicación de los datos: No se comunicarán tus datos a terceros.

    - Los criterios de conservación de los datos: Se conservarán mientras exista interés mutuo para mantener el fin del tratamiento o por obligación legal. Cuando dejen de ser necesarios, procederemos a su destrucción.

    - Los derechos que te asisten: (i) Derecho de acceso, rectificación, portabilidad y supresión de sus datos y a la limitación u oposición al tratamiento, (ii) derecho a retirar el consentimiento en cualquier momento y (iii) derecho a presentar una reclamación ante la autoridad de control (AEPD).

    - Los datos de contacto para ejercer tus derechos: SEAS, Estudios Superiores Abiertos S.A.U. C/ Violeta Parra nº 9 –
    50015 Zaragoza (España) o través de correo electrónico a lopd@estudiosabiertos.com

    - También puedes ponerte en contacto con nuestro Delegado de Protección de Datos en dpd@estudiosabiertos.com

    Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre nuestra política de privacidad